Mantenimiento de instalaciones de gas.

Evite riesgos. Realizando un mantenimiento preventivo de su instalación de gas, ganará en seguridad y evitará emergencias.

Durante el mantenimiento se verificará la estanqueidad de la instalación, el funcionamiento de los reguladores y de las medidas de seguridad incorporadas en los mismos. También se comprobará el funcionamiento de las  diversas válvulas de corte incluidas en la instalación, los soportes de las tuberías y la falta de contacto con otras canalizaciones.

Contratando nuestro servicio de mantenimiento, disfrutará de las siguientes ventajas:

– Una revisión anual del estado de conservación de su instalación de gas.
– Verificación de los elementos de seguridad incorporados en los reguladores y los detectores de gas.
– Atención en un plazo inferior a 12 horas en caso de averías.

Instalador de gas autorizado en Bilbao